Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Ruta 66’ Category

Espero no gafar con este nuevo post el reanudar el viaje de la ruta 66 que dejamos en stand by hace unos años. Cruzaré los dedos de las manos y de los pies si fuera necesario.

Fue allá por el 2013 cuando teníamos previsto el primer intento de viaje. Entonces lo dejamos para un par de años después, pero tampoco se pudo. Y así hasta este momento.

Ahora, el que va a ser nuestro tercer intento, parece que si se va a llevar a cabo, o por lo menos, hemos vuelto a empezar el trámite de mirar (en realidad, está todo ya más visto que el tebeo) y de programar (más de lo mismo) por donde nos vamos a mover, dormir, comer, etc.

Hay un cambio sustantivo en el viaje, y es que se ha apuntado mi hija al viaje. “Y más te vale que me dejes ir” así me convenció. Es el quinto paquete en el vehículo que nos llevará hasta el final.

Mientras tanto, mucha gente nos preguntaba que si la íbamos a hacer en moto, que es la forma más auténtica de recorrer los 4000 kilómetros que separan Los Ángeles de Chicago. Pero creo que precisamente la motera no es la mejor manera, puede que la si sea la más aventurera, pero no la más auténtica. Es en coche y no en moto. Así fue como recorrieron el asfalto familias enteras para llegar al estado dorado, en coche, saliendo de la crisis del 29. Cargados hasta las cejas con sus pocas pertenencias iban los abuelos, padres e hijos en esos coches destartalados con la intención de llegar al paraíso del trabajo.

Por suerte, nosotros no vamos a buscar trabajo ni a pasar penurias, pasaremos el desierto de Mojave con el aire acondicionado a 21 gradicos, y sin necesidad de llevar colchones en la baca del coche. Eso si, el maletero irá lleno de ilusión, de recuerdos, además de calzoncillos y camisetas.

El primer síntoma de que esta vez parece que vamos en serio es la documentación que nos hemos agenciado para ir más correctamente por el país de los vaqueros e indios. Un mapa de cada uno de los ocho estados por los que atraviesa la ruta. Para los estados extras que visitaremos (Nevada y Utah) emplearemos el google-maps. Una guía típica de la ruta, como cualquier otra de un país, provincia o ciudad que hay en cualquier mercado. Y por último, una más especifica la cual te va indicando cruce a cruce, milla a milla por donde tienes que ir, vamos un GPS de papel.

Dentro de unos meses llegarán los billetes de avión, alquiler del carromato y otras cosas. Mientras tanto seguiremos informándonos de lugares, paisajes, edificios que ver, visitar e investigar.

Hasta entonces, hasta pronto.

Nos vemos en el siguiente cruce.

Anuncios

Read Full Post »

“… La 66, el largo sendero de asfalto que atraviesa el país, ondulando suavemente sobre el mapa, de Mississippi a Bakersfield, por la tierras rojas y las tierras grises, serpenteando montaña arriba hasta cruzar las cumbres, siguiendo luego por el deslumbrante y terrible desierto hasta atravesarlo, alcanzar la nueva cordillera y llegar a los ricos valles de California.

La 66 es la ruta de la gente en fuga, refugiados del polvo y de la tierra que merma, del rugir de los tractores y la disminución de sus poropiedades, de la lenta invasión del desierto hacia el norte, de las espirales de viento que aúllan avanzando desde Texas, de las inundaciones que no traen riqueza a la tierra y le roban la poca que pueda tener. De todo esto huye la gente y van llegando a la 66 por carreteras secundarias, por caminos de carros y por senderos rurales trillados. La 66 es la carretera madre, la ruta de la huida.

… todas las carreteras pasan por Oklahoma City, la 66 que viene de Tulsa,… … Por la 66 se sale de Oklahoma City; El Reno y Clinton salen al oeste por la 66. Hydro, Elk City, y Texola, allí acaba Oklahoma. La 66 atraviesa el Panhandle de Texas Shamrock y McLean, Conway y Amarillo. Wildorado y Vega y Boise, y termina Texas. Tucumcari y Santa Rosa, por la montañas de Nuevo México hasta Albuquerque, adonde llega la carretera después de Santa Fe. Luego siguen las gargantas del Río Grande hasta Los Lunas y más hacia el oeste por la 66 hasta Gallup y la frontera de Nuevo México. Holbrook y Winslow y Flagstaff, en la altas montañas de Arizona… … se llega a las riberas pobladas de cañas verdes del Colorado y allí termina Arizona. La otra orilla del río es California, que empieza con una bonita ciudad. Needles, a la orilla del río… …Hacia el norte y tras una pradera abrasada está el desierto. Y la 66 continúa por el terrible desierto, donde la distancia reluce y en el centro las montañas negras cuelgan de forma imposible en la lejanía. Finalmente se llega a Barstow y sigue el desierto hasta que por fin vuelven a elevarse las montañas, las buenas montañas, y la 66 serpentea a través de ellas. De pronto un paso y al pie un hermoso valle, huertas y viñedos y casitas, y a lo lejos una ciudad, y, ¡oh, Dios mío!, hemos llegado.

Las gentes en fuga desembocaron en la 66…”

Este es un texto escrito por John Steinbeck en el libro “Las uvas de la ira” descriptivo de la ruta 66, la primera carretera asfaltada que atravesó, que terminó de atravesar, Estados Unidos. Esta carretera la cogieron miles de personas buscando un mundo nuevo, una vida nueva, en California después de la crisis del 29.

¿Qué a qué viene esto? Si no pasa nada, de aquí a un par de años, yo también haré esa ruta, aunque al reves, de Santa Mónica hasta Chicago, recorriendo Californica, Nevada (una excepción en el recorrido), Arizona, Utah (otra excepción), Nuevo Méjico, Texas, Oklahoma, Kansas, Misuri e Illinois. Ya os iré informando.

Hasta pronto.

Read Full Post »